La infidelidad

Cómo enfrentar una infidelidad

La infidelidad dentro de una pareja puede hacer mover los cimientos que se creían más sólidos, es la sensación parecida a la de un terremoto a nivel físico y a nivel mental como de ruptura de todos los esquemas preconcebidos de la relación.

Dependiendo de las habilidades y capacidades personales, o de experiencias vividas, la forma de afrontar o reaccionar ante una infidelidad es diferente para ambas partes incluso para las terceras personas involucradas.

La infidelidad de una pareja suele ir acompañada de mentiras o engaños difíciles de parar una vez comenzados. La persona infiel suele justificar su comportamiento con argumentos negativos sobre su relación, para tapar su falta de seguridad o baja autoestima y prefiere mantenerse en una relación irrealmente feliz, antes que confesar y dar explicaciones, argumentando que es complicado encontrar el momento o no sabe cómo hacerlo. Justificando y posponiendo un conflicto, cuando realmente las infidelidades van acompañadas inevitablemente de un gran impacto emocional, dolor, resentimiento, miedos e inseguridades.

Si has descubierto una infidelidad o estas pensando en descubrírselo a tu pareja, puedes tener en cuenta varias cosas: 

  • La sinceridad, como principal ingrediente si vas a desvelar tu infidelidad, el primer paso para afrontarlo es reconocértelo y reconocerlo, sin ocultar nada, es preferible que tu pareja sepa los detalles o la información que quiera preguntar por ti que por terceras personas.  

 

  • El motivo, por el cual vas a contarlo ahora. ¿quitarte un peso de encima? ¿buscar una solución y arreglar tu relación? ¿mejorar una relación turbulenta llena de engaños y mentiras? ¿hacer daño a tu pareja? ¿rehacer tu vida con tu nuevo amante?.... 

 

  • Crear el momento “ideal”  y el ambiente más adecuado para hacerlo, la forma de decirlo, las palabras, el tono, con el fin último  de resolver el problema. No existe “un mejor momento” para desvelar algo así, el dolor y la rabia van a surgir y hay que estar preparados para afrontar la situación y crecer juntos.

 

Afrontar las situaciones de una forma equilibrada no siempre es fácil y en muchas ocasiones se necesita la ayuda de un profesional que de forma objetiva ayude con las emociones que se mueven en estas circunstancias de amor y odio, ya sea para solucionar los problemas de pareja o para tomar la decisión de dejarla.

Recuerda que, el tiempo no cura nada, solo los jamones y el queso.